Danielventura

Consultores de Negocios

Categoría: Gastronomia

El negocio de las viandas en la Argentina

El negocio de las viandas no es nuevo en Buenos Aires ni en el resto del país. Sin embargo, se sigue expandiendo gracias a la creatividad de los emprendedores que deciden invertir su dinero y tiempo en este rubro.

La mayoría de las marcas que hoy se destacan en este mercado nacieron por la necesidad de los clientes. Sus dueños quizás comenzaron fabricando sándwiches u otros alimentos, pero los mismos usuarios comenzaron a solicitar otros tipos de comidas, por lo que su creatividad se puso en marcha. Por otro lado, nuevas marcas se desarrollaron con una idea novedosa desde el principio, como el caso de las viandas light, vegetarianas, saludables, aptas para celiacos, etc.

Las viandas corporativas

Dentro de la variedad de emprendimientos en los que las viandas son el foco principal, se encuentran aquellas empresas en las que se fabrica viandas para satisfacer las necesidades de los comedores en empresas privadas, instituciones y organismos del estado. La preocupación sobre qué comen o cómo comen los empleados es cada vez más consciente por lo que esta industria continúa creciendo.

Si estás pensando en invertir en el mercado gastronómico, quizás las viandas corporativas sean tu oportunidad, ya que este es un mercado existente al que se le puede agregar un valor importante. Un ejemplo de esto es la empresa llamada Master Cook (http://www.mastercook.com.ar) que expandió su oferta con viandas para comedores de forma asistida, además de las viandas para particulares.

El nicho que se compone por empresas, que tienen espacios para ser utilizados como comedores pero que no desean que se cocine allí, es un sector que necesita soluciones para que las empresas puedan ofrecerles a sus empleados un almuerzo completo de forma práctica.

Qué se necesita para empezar

Naturalmente, si querés tener tu propia planta elaborada de viandas, por más pequeña que sea vas a necesitar un espacio adecuado, equipado con la maquinaria y los elementos necesarios para cocinar con comodidad y bajo las normas exigidas por las autoridades regulatorias de este rubro, tanto para las instalaciones como para el equipo humano de trabajo.

No es necesario comenzar a lo grande. Por el contrario, lo mejor es empezar modestamente para probar diferentes viandas y ofrecerlas de a poco, cada vez a más compañías o instituciones, según la aceptación que tengan. Los comedores para empresas son una fuente comercial muy importante, ya que el almuerzo es un beneficio que muchos quieren darles a sus empleados. Asimismo, no hay que olvidar la logística. Puede ser que la distribución esté a cargo del emprendedor o que se contrate una empresa de logística que distribuya los productos. En ambos casos se requiere de una inversión especifica para este paso dentro del negocio.

Los negocios que prometen más rentabilidad en Buenos Aires

Según dice David Polo en el sitio Emprender Fácil, Argentina es un país con una dinámica actividad emprendedora, siendo la Capital Federal, en Buenos Aires, un punto del mapa argentino ideal para dar rienda a los bríos del emprendedurismo. En lo que sigue repasaremos cuáles son los negocios que prometen más rentabilidad en dicha ciudad, abarcando áreas como el turismo, la gastronomía, las agencias creativas y los proyectos relacionados a la ecología.

Argentina, y particularmente Buenos Aires, es un destino colmado de atracciones para viajeros que llegan desde distintos rincones del mundo, y en este sentido el sector del turismo es muy prolífico y rentable en dicha ciudad. Las opciones para montar una empresa en este rubro son variadas, desde la posibilidad convertirse en un guía de turismo, alquilar habitaciones a turistas, hasta montar un hostel, e incluso ofrecer recorridos y experiencias especiales para los que llegan a la ciudad del tango. En los últimos años han aparecido pequeños emprendimientos que se basan en brindar experiencias: desde recorrer los mejores bodegones de la ciudad, hasta los que llevan a turistas a encuentros de fútbol en los estadios de Buenos Aires, hasta aquellos que enseñan a los extranjeros cómo hacer un tradicional asado.

Y ya que hablamos de asado, la gastronomía es otro de los rubros que promete interesantes márgenes de rentabilidad en la capital de la Argentina. En los últimos años se han popularizado las ferias gastronómicas, que reúnen sabores y aromas, y que son excelentes plataformas para darse a conocer ante el gran público. Además, Buenos Aires se ha convertido en una de las grandes capitales del sushi, una preparación que llega desde la lejana Asia y que ha encantado al paladar de los argentinos. Una firma en este segmento, Unaghi Sushi , nos cuenta que este platillo ha logrado desplazar en buena medida a la pizza y las empanadas que hasta hace no mucho monopolizaban los deliverys en la ciudad. Y aún sin salir del negocio de los alimentos, hay que considerar también la rentabilidad que ofrecen los emprendimientos que ofrecen comidas saludables. En este enlace hay buenos consejos para participar de ese rubro.

Otros ámbitos para emprender con fuerza en Buenos Aires son las agencias creativas (marketing, publicidad, etcétera); y en el último tiempo se ha visto un importante incremento de los negocios que basan su propuesta en productos ecológicos, por ejemplo aquellos que ofrecen bolsas reutilizables, considerando que en los supermercados y demás tiendas de la ciudad  ya no se permite el despacho de bolsas plásticas.

Por supuesto, Buenos Aires no es una masa amorfa que avanza sin distinciones. A la hora de emprender en esta ciudad es importante conocerla, y comprender cuáles son los focos de rentabilidad según los barrios. En este orden, resulta clave estudiar la conveniencia de ofrecer sushi en Caballito (http://www.unaghisushibar.com/caballito.php) o en otros barrios; afincar una agencia de turismo en La Boca o en San Telmo; y dónde enfocar los esfuerzos de una agencia creativa.

Lo cierto es que Buenos Aires es una ciudad versátil y encantadora, no exenta de desafíos, un punto en el mapa del mundo que vale la pena explorar al momento de pensar un emprendimiento.

© 2020 Danielventura